Destaca (aún más) con el contenido exclusivo que vamos soltando diariamente en Instagram

Nutrición

Todo sobre el ayuno intermitente y su eficacia

El ayuno intermitente está ganando presencia a un ritmo elevado en la actualidad del fitness. La pregunta es: ¿Estamos delante de una moda más que con el tiempo perderá fuelle, o es realmente el ayuno intermitente una herramienta útil que tiene merecida su popularidad?

Ha llegado el momento de conocer todos los detalles sobre el ayuno intermitente para ver si es útil seguirlo o es una pérdida de tiempo.

¿Que es el ayuno intermitente?

El ayuno intermitente es un protocolo donde se establecen unas horas del día en concreto donde está permitido comer. Fuera de estas, ayunamos, por lo que la ingesta de comida no está permitida.

No es una dieta porqué el ayuno intermitente nos sirve de indicación para cuándo comer, no para qué comer.

Entre los beneficios del ayuno intermitente está una mayor pérdida de grasa, aumenta la concentración, previene ciertos problemas de salud y aumenta la esperanza de vida, entre otras cosas. Sigue leyendo para descubrir si cumple todo esto.

¿Cuántos tipos de ayunos intermitentes hay?

Ayuno 16 horas:

En el ayuno de 16 horas, también nombrado 16/8, se permite la ingesta de comida durante 8 horas del día.

OMAD:

OMAD, como su acrónimo en inglés indica (One Meal A Day), solo permite una ingesta de comida al día.

Ayuno 12 horas:

En el ayuno de 12 horas, se permite la ingesta de comida durante 12 horas al día. Es una versión para principiantes del ayuno 16/8.

Ayuno 5:2:

En el ayuno 5:2, se restringe el consumo calórico a 600kcal dos días por semana.

Ayuno 24 horas:

En el ayuno 24 horas, se prescinde de la ingesta de comida durante todo un día.

¿Qué tipo de ayuno intermitente es el más popular?

El protocolo de ayuno intermitente más popular es el ayuno 16/8. Es sencillo de seguir y lo mas común es permitir la ingesta de comida entre las 12:00h a las 20:00 o de 13:00h a las 21:00h.

Es tan fácil de implementar como eliminar el desayuno y adelantar la cena una hora, aunque esto último depende de a qué hora estés acostumbrado/a a cenar.

¿Qué nos dice la ciencia sobre el ayuno intermitente?

No hay ninguna evidencia de qué hacer ayuno intermitente sea una opción superior para perder grasa en comparación a un período de restricción calórica estándar.

Se suele creer que al hacer ayuno intermitente se acelera la quema de grasas, pero un estudio llego a la conclusión que no hay diferencias notables entre seguir un protocolo de restricción calórica habitual y seguir un protocolo de restricción calórica basado en el ayuno intermitente.

Podría ser que el ayuno intermitente durante un período de restricción calórica ayude a mantener cierto grado de masa muscular.

En el mismo estudio que he citado previamente, los pacientes que siguieron el ayuno intermitente conservaron un poco mas masa muscular que los que no seguían el protocolo (hay que tomar este dato con pinzas ya que ninguno de los dos grupos hizo entrenamiento de fuerza o hipertrofia durante el estudio, que si está confirmado que marca la diferencia a la hora de conservar masa muscular durante una definición).

No hay ninguna evidencia de que el ayuno intermitente sirva como método detox.

Muchas personas empiezan a hacer ayuno intermitente para reiniciar el cuerpo o para de alguna manera ayuda a ‘depurar el organismo’. No hay ningún tipo de respaldo científico que lo confirme.

No hay ninguna evidencia de que el ayuno intermitente mejore la concentración y la productividad

Si bien muchas personas que siguen un protocolo de ayuno intermitente coinciden en que se provoca una mejora en la productividad y en la concentración, no hay una base científica lo suficientemente convincente todavía como para afirmarlo.

Podría ser que estas personas, antes de implementar el ayuno intermitente en sus vidas, desayunaran mucho, provocando una digestión pesada y empeorando su productividad, como cuando te entra morriña después de una comida consistente.

El ayuno intermitente no es para ti si:

  • Estas embarazada
  • Sufres algún tipo de trastorno de conducta alimentaria
  • Si tienes diabetes

Hay poca información al respecto, pero se desaconseja seguir un protocolo de ayuno intermitente sí estás buscando tener hijos, ya que podría afectar la ovulación y fertilidad de una mujer. Pregunta siempre a un especialista para salir de dudas.

Ayuno 16 horas: Mi experiencia

Quiero acabar el post hablando un poco de la experiencia que he tenido yo con el ayuno intermitente. Implementé el tipo de ayuno 16 horas durante un período de definición de dos meses, y lo que saqué en claro es:

  • El ayuno intermitente me ayudó a perder peso, pero de forma indirecta. Como la primera comida del día pasé de hacerla de las 8 de la mañana a las 12 del mediodía, me fue más sencillo seguir la definición ya que mi cuerpo se adaptó a no tener hambre por la mañana. Además, con el ayuno intermitente la ingesta de calorías no está tan repartida durante el día, así que de 12:00h a 20:00h en ningún momento tenía hambre. Teniendo en cuenta que durante otras etapas de definición que hice en el pasado, comía tan punto me levantaba de la cama, y tenía hambre casi durante todo el día, en mi opinión el ayuno intermitente facilita mucho la gestión del hambre y por lo tanto tiene mucho peso a la hora de determinar el éxito de un período de definición.
  • Por otra parte, no creo que el ayuno intermitente sea el milagro para quemar grasas que mucha gente defiende. No por hacer ayuno intermitente ni cardio en ayunas verás un aumento en la quema de grasas, pero como he dicho arriba, te puede ayudar a seguir con más facilidad una definición, que bien planteada será la clave para quema grasas.
  • No noté ninguna mejora a nivel de productividad ni de concentración.
  • Los primeros días fueron un poco complicados porqué al despertar siempre me tomo un café, y un café te rompe el ayuno, así que tuve que adaptarme a posponerlo a las 12. Los cafeteros/as me entenderán. 
  • Al seguir el horario español, adelantar la cena de las 21:00h a las 19:45h a veces se hacía pesado. Entiendo que para un francés esto no va a ser un problema.

Hasta aquí todo lo relacionado con el ayuno intermitente. ¿Lo habéis probado? ¿Cuál es vuestra opinión? ¿Estáis de acuerdo con la opinión de la ciencia? ¡Nos vemos en la próxima publicación!

Relacionados
Nutrición

8 alimentos proteicos que no pueden faltar en tu dieta

Nutrición

Dieta flexitariana: Cómo ayudar al planeta en modo fácil

Nutrición

Skyr: ¿El yogur fitness definitivo?

Nutrición

Dietas para perder grasa NO recomendables

Obtén un programa de 12 semanas para aumentar tus glúteos al unirte a la Newsletter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *